martes, 27 de septiembre de 2011

Reflexión III


Puedes engañar a los demás pero jamás puedes negarte a ti misma que dejó de significar algo para ti, que no esperas que aparezca de pronto y te saque una sonrisa y que esa maldita distancia se salve de pronto. Puedes colocarte una venda e ignorar que sucede o puedes quitártela y aceptar que es doloroso que no esté a tu lado.  

No hay comentarios: